¿Qué podemos aprender de Vice y Buzzfeed?

alone-beautiful-boardwalk-247314.jpg
Photograph by Pixabay.com and found at Pexels.com

El primero de febrero de este año, Vice Media confirmó que recortaría a su personal en un 10%, representando esto alrededor de 250 empleados. BuzzFeed no quiso quedarse atrás y su CEO, Jonah Peretti, anunció que la compañía tendría su propio recorte de 15%, siendo alrededor de 200 empleados alrededor del mundo quienes perderían su empleo.

¿A qué se debe esto? De acuerdo con Keach Hagey y Lukas I. Alpert del Wall Street Journal, así como a los resultados de eMarketer, un 62% de los anuncios digitales en los EEUU fue capturado por Google, Facebook y Amazon (GFA en adelante). El 38% restante quedó en manos de otras compañías de medios. Brian Wieser obtuvo números similares para el año 2017, cuando GFA capturaron un 73% del mercado. En otras palabras, si no eres G, F o A sólo puedes captar una parte minoriaria de los anuncios digitales.

Aunque no tengo claro qué porcentaje del mercado digital de anuncios es capturado por GFA de manera global, es claro que BuzzFeed está siendo aplastado. Como muestra de esto tenemos el caso de BuzzFeed México, el cual eliminó su sección de noticias y dejó a las otras secciones intactas. Debe ser doloroso ser periodista y perder tu empleo mientras que la gente en el departamento de memes y tests de personalidad aún tiene trabajo.

En España los cortes fueron todavía mayores pues BuzzFeed cerró todas sus operaciones el 25 de enero de este año. Francamente, si hablas español y tienes unos minutos libres, échale un ojo a los tweets de BuzzFeed España y tendrás claro porqué esto era el destino. Asimismo, tengo entendido que BuzzFeed ha suspendido sus operaciones en Rusia. Sólo puedo decir que las rusas son guapas, los rusos dan miedo y Rusia merece algo mejor que BuzzFeed.

¿Es esto realmente una sorpresa? Según entiendo existen múltiples factores que han contribuido a esta situación:

  • La mayoría de los sitios que sufrieron despidos dependen de los anuncios para sobrevivir. Es posible que atraigan un mayor tráfico mediante entretenimiento y noticias, pero su valor está en servir como carteleras para dicho tráfico.
  • El tráfico está determinado por las posiciones que los sitios ocupan en los buscadores y la actividad en las redes sociales. En cualquier caso se depende de Google y Facebook, respectivamente.
  • La saturación en el contenido. La próxima vez que entres a Facebook, Youtube o Twitter presta atención al poco contenido que cada publicación realmente provee. Lo más probable es que quienes comentan dicen lo mismo, casi usando las mismas palabras. Lo mismo se repite para otros sitios web. ¿Realmente tiene sentido visitar múltiples sitios si sólo unos cuantos tienen información nueva o perspectivas distintas?

Vale la pena pensarlo. Nos leemos la próxima semana.

Leave a Reply

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.